Tú que cuidas de otro ¿Sabes quiénes son los pacientes ocultos?

Nos dice Télam Ignacio Demey, que las personas cuidadoras pueden transformarse en los pacientes ocultos si no previenen el desgaste. Sobre ello reflexionaremos en éste artículo.




El Síndrome del Desgaste del Cuidador, es una realidad. Primero hay que comprender que un síndrome es un conjunto de síntomas que están relacionados con la labor del cuidado; con lo que nos debería de quedar claro que el cuidar del otro tiene consecuencias físicas y emocionales para quien lo hace.


Esto no significa que no se haga, considero que no hay labor más noble que el cuidar de quien se quiere o, en su defecto, tener la profesión de cuidar del otro y de esta manera generarle un estado de bienestar al paciente, a su familia y a uno mismo.


El asunto es que en esta noble intención del cuidado, ya sea por decisión o por circunstancia, la persona cuidadora se olvida de si misma, en ocasiones hasta se llegan a sentir culpables por pensar en ellas y se colocan en un grado de vulnerabilidad importante que las puede convertir en un paciente oculto.


Los síntomas que conlleva el desgaste son en diferentes niveles y suelen confundirse con otro tipo, ya sea de patologías o de condiciones que se consideran “normales”


La mejor forma que tiene cualquier persona que está cuidando, de prevenir el Síndrome, es conocerlo.


El Síndrome del Desgaste del Cuidador es un fenómeno relacionado con la labor del cuidado, específicamente y ocurre principalmente entre quienes tienen una alta motivación para realizar dicha labor, ya sea por el vínculo que existe entre ellos y el paciente o por cuestiones profesionales. Esto genera altas expectativas sobre lo que pueden lograr con la persona dependiente.


La realidad, es que el éxito o fracaso en la recuperación de una persona, primordialmente está basado en el tipo de enfermedad, condición y/o padecimiento que tiene. Desde luego la calidad del cuidado influirá, pero mayormente en la sensación de bienestar emocional y físico, más no directamente sobre la situación orgánica del paciente. De ahí que muchas personas cuidadoras experimenten estados de frustración. Las expresiones comunes, aunque no siempre dichas en voz alta, son “con todo lo que trabajo y me esfuerzo y no logro que mejore…”


Esto, a la larga llega a generar un agotamiento extenuante, que abarca todas las dimensiones de la persona, tanto en la esfera emocional, psíquica y física. Este cansancio es real y normalmente no mejora, al contrario.


Yo suelo compararlo con el rendimiento de una batería de celular, sobre todo de los celulares antiguos.

Cuando eran nuevos, cargabas la batería un par de horas y te duraban todo el día y la noche. Conforme avanzaba el tiempo, tenías que cargar la batería más horas y duraba un poco menos. Cuando ya había dado lo que debía dicha batería, la cargabas toda la noche y solamente duraba un par de horas.


Algo similar sucede con las personas cuidadoras si no se previene el Desgaste. Al principio del cuidado, le dedican todo su tiempo a su ser querido y descansan muy poquito y “aparentemente” rinden. Pero hay que recordar que esto es una carrera de fondo, no de rapidez y que el cuidado puede durar muchos años o toda una vida.


Sí, desde que nos enteramos que vamos a hacernos cargo de una persona con algún tipo de dependencia, nos preparamos social, física, psíquica y emocionalmente, el pronóstico sería distinto.


Pero como “de lo que no se habla, no existe” y parecería que a la sociedad no le interesa este tema, ya que se pondría sobre la mesa un problema importante en muchos aspectos, pues seguimos dejando desamparadas a las personas cuidadoras.


Entonces y a manera de breve conclusión, si tú cuidas de alguien, deténte e infórmate sobre el riesgo que corres, la mejor manera de realizar la actividad del cuidado, cuídate a ti mismo para que no seas ese paciente oculto, que tarde o temprano te pasará la factura y que quizás te sea muy cara.


Te invito a que veas el siguiente video, que puede ser de interés para ti.




También te recomiendo que veas el curso GRATUITO de 10 videos que tenemos en esta misma página. De una forma sencilla, podrás tener una idea general de lo que puedes hacer para prevenir tu desgaste.


Autora:

Lucía Yolanda Burgos Uriarte

#SoyVoluntariaCEDOFEH




23 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
  • Facebook Clean Grey
  • Twitter Clean Grey
  • LinkedIn Clean Grey
logo en alta.jpg

Coordinadora de Proyectos Gerontológicos Patronato Cuajimalpa I.A.P.

Colaboradora en 

Smart Speakers 

Asesora en Gerontología en OKEIRO

Colaboradora

Mente en Forma

© 2023 by Scientist Personal. Proudly created with Wix.com